Sexo entre hermanos II

Publicado en septiembre 4, 2014 por  

Era un viernes por la mañana, cuando me despierto por el ruido del telefono.
-Neneeeeeeeee atendé el telefono!!!!!
Me gritaba Paula desde su habitacion. Que no lo podia atender ella? Pensé

Atendi y resulto que era mi padre… entre otras cosas me comunicó que llegaria a casa el domingo por la noche, le dije que me alegraba, y eso, pero por dentro lo lamenté.
Paula no tenia amigas, lo que les conté al principio, de que amigas le habian dicho que podia ser modelo, fue hace un tiempo… meses para ser exacto. Tuvo un problema grave y desde entonces no habla con nadie, la tenia solo para mi realmente.
Leer el relato completo

Noches de Placer (Tercera y ultima parte)

Publicado en septiembre 3, 2014 por  

Esa mañana baje temprano a comprar pan y facturas. No lo hacía habitualmente, pero quería darme otra oportunidad para volver a ver a ese vigilante antes de que terminara su turno. Cuando pase por el hall de entrada ya parecía estar yéndose. Estaba charlando con el encargado del edificio, por lo que apenas pudimos cruzar un ineludible saludo. Quizás haya sido algo imperceptible para el encargado o para cualquier otro vecino que pasara por allí, pero la mirada que nos prodigamos expreso por nosotros más que mil palabras. Seguía sin gustarme, pero había algo en aquel sujeto que me hacía considerar una y otra vez la audaz propuesta que me había hecho. Se trata de un hombre ya grande, de más de 50, morocho, de rasgos fuertes, con el cabello de un extraño tono azulino, lo que me permitía sospechar que se lo teñía. Por su edad en lo que respecta a la experiencia no tendría nada que reclamarle, lo que me intimidaba era que se tratara del sereno del edificio, alguien tan cercano y que podría aprovecharse de mí si llegaba a involucrarme con él. Para empezar sabe donde vivo, conoce a mi esposo, a mi hijo, a mi familia, ¿qué podría llegar a pasar si el tipo se obsesionaba conmigo? Obvio que eso es algo que no quiero llegar a averiguar nunca. Pero por otra parte… era eso precisamente lo que me atraía, que fuera el sereno, el vigilante, alguien que me tendría a su merced si se lo proponía. Si fuera solo calentura podríamos ir a un telo y ya, pero no, había mucho más que calentura, había morbo, mucho morbo, adrenalina, pensar solo en escabullirme de mi cama en la madrugada para irme a coger con un desconocido me alteraba las hormonas en una forma que me imposibilitaba razonar con seriedad. En un momento pensaba esto, y al otro me decía a mí misma: “No podés ser tan puta Marita, ya lo metiste a Bruno en tu cama, tenés un hijo con él, ¿ahora qué?, ¿te vas a ir a coger mientras tu marido duerme tranquilo ignorante de todo lo que le hacés?”.
Leer el relato completo

Tarde de Roca

Publicado en septiembre 3, 2014 por  

17hs constitución, como siempre caos de gente pero como me dijeron un rato antes eso no me incomoda y es verdad.
Subo anden 5, primer vagón, creo primer puerta también, bastante gente pero se tolera, -vieron que siempre se colman a unos segundos de arrancar.
Sube un tipo alto de saco gris y se pone atrás mío, le suena el teléfono habla…
Sentí desde un principio una leve apoyada, pero no me quise ilusionar.
Arranco el tren y la leve apoyada paso a ser una apoyada oficial.
Contenta yo!

Leer el relato completo

Ayudando a Mamá (Parte 8) [Final]

Publicado en septiembre 2, 2014 por  

Mi madre se alegró al saber que Elvira no contaría nada a nadie sobre nuestra relación amorosa, pero tampoco le di detalles de lo ocurrido esa noche con mi tía, prefería mantenerlo para mí, al menos por el momento. Si bien no todo salió perfecto, estaba conforme con el resultado, al menos pude disminuir en gran medida la tensión familiar y pude volver a mi rutina incestuosa con Graciela. Hicimos el amor día por medio y dormimos todas las noches en la misma cama.

Una tarde en la que me encontraba mirando televisión, impaciente, rogando que me llamaran para alguna nueva entrevista laboral, escuché el timbre. Tuve que atender ya que mi madre aún estaba en el trabajo. Al abrir la puerta me sorprendí al encontrarme con mi tía Elvira. Estaba vestida con ropa casual, un pantalón de jean común y corriente y una blusa blanca. Lucía impaciente y miraba para todos lados.

Leer el relato completo

La casa del parque

Publicado en septiembre 2, 2014 por  

Golpearon a la puerta…
En el medio de la noche desperté, semidesnuda, miré por la ventana y sólo reinaba la oscuridad absoluta…
Aun así abrí la puerta y en el piso había una caja de madera labrada con símbolos en dorado. La tomé y entré nuevamente.
Apoyé la caja en la mesa del living, la estudié y la abrí. En ella había un aceite, una llave y un sobre… dentro de él una dirección y una hora. No estaba lejos de casa, estaba cerca del parque…

Leer el relato completo

Página Siguiente »